Search
TOP
Dolor Articular - Conciencia por la vida
17673
post-template-default,single,single-post,postid-17673,single-format-standard,eltd-core-1.1.2,awake-ver-1.3,,eltd-smooth-page-transitions,eltd-mimic-ajax,eltd-grid-1200,eltd-blog-installed,eltd-default-style,eltd-fade-push-text-top,eltd-header-standard,eltd-sticky-header-on-scroll-up,eltd-default-mobile-header,eltd-sticky-up-mobile-header,eltd-menu-item-first-level-bg-color,eltd-dropdown-slide-from-left,eltd-,eltd-fullscreen-search eltd-search-fade,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.3,vc_responsive

Dolor Articular

¿Qué es?

El dolor en las articulaciones puede ser incómodo e intenso, surge de cualquier parte de una articulación, incluido el cartílago, el hueso, los ligamentos, los tendones o los músculos. Se puede presentar en forma de calambres, dolor agudo de moderado a severo, rigidez e inflamación, que dificultan la realización de actividades para quien lo sufre y pueden llegar a afectar el sueño provocando una disminución en la calidad de vida.

Si solo se tiene dolor en las articulaciones se le denomina Artralgia, y si se presenta inflamación es Artritis; esta última puede cursar con calor, hinchazón, fiebre y/o presencia de trastornos de la coagulación y en ocasiones enrojecimiento de la piel.

¿Por qué ocurre?

El dolor articular puede presentarse como el primer síntoma de un trastorno que va a persistir por un tiempo indefinido en una o varias articulaciones. Y también puede estar relacionado como un síntoma de algunas enfermedades que afecta a otros órganos, como un proceso autoinmunitario; infecciones por virus como sarampión, paperas, influenza o hepatitis; problemas de sobrepeso, enfermedades de transmisión sexual como la gonorrea o un traumatismo como esguince o torcedura.

Cuando acudir al médico

Si presentas molestia en articulaciones acude a tu clínica más cercana para recibir una correcta valoración y el tratamiento adecuado, no lo dejes para después, algunas veces, cuando la articulación está dañada durante mucho tiempo, se pueden generar protuberancias como los juanetes; también se pueden dañar los músculos y los nervios, y complicarse en enfermedades como la Osteartritis, Artritis Reumatoide, etc. Cuando se acude de forma oportuna, el médico puede tratar las características de la enfermedad de forma rápida y eficaz.

¿Qué más se puede hacer en caso de presentar dolor?

Se recomienda realizar ejercicios físicos, los cuales deben ser recomendados por el fisioterapeuta, o bajo la supervisión de uno de estos, con el objetivo de fortalecer los músculos. Se puede combinar con estimulación eléctrica, terapia del frío y algunos masajes, siempre bajo supervisión de un profesional de la salud.

En los casos donde el peso influya en los dolores de articulaciones, es necesario consultar a un nutriólogo o médico para una rutina alimenticia que apoye a bajar de peso.