Search
TOP
Vejiga Hiperactiva - Conciencia por la vida
17129
post-template-default,single,single-post,postid-17129,single-format-standard,eltd-core-1.1.2,awake-ver-1.3,,eltd-smooth-page-transitions,eltd-mimic-ajax,eltd-grid-1200,eltd-blog-installed,eltd-default-style,eltd-fade-push-text-top,eltd-header-standard,eltd-sticky-header-on-scroll-up,eltd-default-mobile-header,eltd-sticky-up-mobile-header,eltd-menu-item-first-level-bg-color,eltd-dropdown-slide-from-left,eltd-,eltd-fullscreen-search eltd-search-fade,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.3,vc_responsive

Vejiga Hiperactiva

La Vejiga Hiperactiva es una enfermedad que ocasiona una necesidad urgente y repentina de orinar, u orinar frecuentemente, así como hacerlo durante la noche, estas necesidades pueden ser difíciles de controlar y llevar a la pérdida involuntaria de orina.

Los pacientes que presentan vejiga hiperactiva por lo general se sienten avergonzados, depresivos, se aíslan y como consecuencia se limita su vida laboral y social.

Para poder ser diagnosticado y posteriormente tratado, es necesario que el médico realice una historia clínica y exploración física, así como algunos estudios de laboratorio que puedan brindar el tratamiento adecuado.

Factores de Riesgo

Los riñones son los encargados de producir orina, esta orina pasa a través de unos conductos llamados uréteres que desembocan en la vejiga; cuando la vejiga se llena, los nervios envían señales al cerebro y como resultado sentimos la necesidad de orinar, la orina para poder ser expulsada necesita de la contracción de un músculo para pasarla por otro conducto llamado uretra y posteriormente al exterior.

En la Vejiga Hiperactiva, el músculo de la vejiga se encuentra más susceptible al llenado, ya que comienza a contraerse de manera involuntaria aún y cuando la vejiga no tiene el volumen de orina adecuado.

Ha podido identificarse que no existe una causa específica por la cual se presente esta contracción involuntaria del músculo, pero si ha sido posible ver que hay múltiples razones que pueden desencadenar la hiperactividad de la vejiga, como son:

  • Trastornos neurológicos.
  • Envejecimiento.
  • Diabetes.
  • Infecciones de vías urinarias.
  • Consumo excesivo de alcohol o café.
  • Medicamentos.
  • Anomalías en la vejiga como tumores o cálculos.
  • Factores que impiden el adecuado vaciamiento de la orina como el agrandamiento de la próstata, estreñimiento, múltiples embarazos, etc.
  • Vaciamiento incompleto de la vejiga, lo cual impide que el llenado sea correcto.

Cualquier tipo de incontinencia urinaria afecta la calidad de vida del paciente, ya que emocionalmente los pacientes pueden presentar depresión, sufrimiento, ansiedad, problemas de sexualidad y alteraciones en el ciclo del sueño.

Dentro de la vejiga hiperactiva, también existe el término “incontinencia de esfuerzo” este tiene una característica especial, que consiste en la salida de orina cuando el paciente realiza algún tipo de ejercicio físico, al momento de reír, toser, estornudar etc.

Prevención

Las siguientes opciones en los hábitos de los pacientes pueden prevenir la aparición de vejiga hiperactiva, tales como:

  • Mantener un peso saludable.
  • Realizar ejercicio físico adecuado y con regularidad.
  • Disminuir el consumo de alcohol y café.
  • Dejar de fumar.
  • Controlar las enfermedades crónicas como Diabetes e Hipertensión.
  • Realizar los ejercicios de Kegel de manera regular para fortalecer los músculos del suelo pélvico.

En la actualidad existen diversos tratamientos los cuales pueden ayudar a controlar la vejiga hiperactiva, dentro de los cuales podemos encontrar ejercicios para fortalecer los músculos del piso pélvico así como los cambios en los hábitos antes descritos, existe también tratamiento farmacológico para reducir y relajar la musculatura de la vejiga, de igual manera la estimulación eléctrica ha sido una alternativa como tratamiento, así como el tratamiento quirúrgico.

Es necesario acercarse con el médico especialista para que él brinde la orientación, atención y tratamiento óptimo que se necesita.