Search
TOP
Presión Baja - Conciencia por la vida
24839
post-template-default,single,single-post,postid-24839,single-format-standard,eltd-core-1.1.2,awake-ver-1.3,,eltd-smooth-page-transitions,eltd-mimic-ajax,eltd-grid-1200,eltd-blog-installed,eltd-default-style,eltd-fade-push-text-top,eltd-header-standard,eltd-sticky-header-on-scroll-up,eltd-default-mobile-header,eltd-sticky-up-mobile-header,eltd-menu-item-first-level-bg-color,eltd-dropdown-slide-from-left,eltd-,eltd-fullscreen-search eltd-search-fade,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.3,vc_responsive

Presión Baja

Con todas las veces que hemos escuchado que la presión alta es mala, parecería que tener la presión baja es algo muy bueno, sin embrago, cuando la presión es anormalmente baja puede causar la pérdida de la conciencia, razón por la cual es de gran importancia que la presión se mantenga estable y no tan baja.

¿Cuándo tengo la presión baja?

Si alguna vez te has tomado la presión habrás notado que te dan 2 cifras una alta (presión sistólica) y una baja (Presión diastólica), se considera una presión baja cuando, la alta se encuentra por debajo de 90 milímetros de mercurio y la baja menor a 60 milímetros de mercurio.

¿Qué molestias presenta alguien con la presión baja?

Puede presentar cansancio, nausea, vómito, piel fría, pulso acelerado e incluso desmayos en casos más graves.

¿Por qué puede aparecer?

Algunos medicamentos, deshidratación, diarrea severa, otras enfermedades, son las causas más comunes que pueden causar la presión baja.

¿Tratamiento?

El tratamiento dependerá de la causa de la presión baja, por lo tanto, si presentas alguna de las molestias mencionadas anteriormente lo ideal es acudir al médico, quien determinará que tan baja esta la presión la causa y el mejor tratamiento.